Void Acoustics, una marca sin prejuicios

    La primera vez que nos enseñaron un altavoz de la marca Void Acoustics por parte de un cliente, le respondimos alegando que esos altavoces eran todo diseño y que la calidad sonora seguramente se vería afectada por esos diseños tan agresivos. Éste es un argumento fácil que está siendo empleado de forma recurrente por parte del sector sin ni siquiera haber escuchado ninguno de sus equipos.

 

     Con el tiempo, nos surgió la posibilidad de distribuir este producto para España, y pensamos que gracias a su estética habría clientes a los que enamoraría. Pero claro, no podíamos lanzarnos a esta aventura sin tener una opinión propia. Por tanto, Void Acoustics nos invitó amablemente a una demo de gran parte de sus productos en Londres, en el club Mode. El resultado nos dejó boquiabiertos.

    Hacía tiempo que un equipo de sonido no nos ponía los pelos de punta, y Void Acoustics lo consiguió. Probamos con todo tipo de música, con mejor y peor calidad de grabación. Lo que más nos sorprendió es que sin tocar nada de los ajustes de cada sistema sonaba bien cualquier cosa, con una claridad, definición y dinámica sorprendente. Además, el rendimiento de todos los equipos es espectacular (cosa que por otra parte no sorprende ya que muchos de sus diseños se basan en sistemas Point Source). Las voces suenan completas y redondas, los agudos limpios y claros, los graves profundos y contundentes. Los subgraves tienen una claridad y rapidez sorprendentes, sin ruidos de turbulencias ni frecuencias feas. Conclusión, nos convencieron totalmente gracias a su calidad sonora.

    Pedimos las primeras unidades de demo. Lo primero que probamos en nuestras instalaciones fue el conocido sistema Tri Motion. El resultado fue aún mejor. Con los temas musicales que solemos utilizar para ajustar y probar nuestros equipos habitualmente, nos sorprendió enormente escuchar matices que no habíamos escuchado antes con muchas otras marcas con las que llevamos trabajando muchos años. Y además, insistimos en que sin tocar nada “todo” suena bien.

    Probamos a cambiar los subgraves Stasys Xair que normalmente se utilizan para este sistema (un doble 18″ de 3.200 Wrms) por el Stasys 218C (un doble 18″ de 2.400 Wrms de la gama Touring) con conos de carbón y suspensión blanda. El sonido resultante aún más HiFi (claro y definido) pero capaz de generar altos niveles de presión sin ningún tipo de distorsión. Eso sí, el Tri Motion, con un rendimiento bestial, se hacía perfectamente con 2 subwoofers de este modelo por lado.

    Empezamos a traer equipos, como el Air Motion V2, Airten V2, Air Vantage, las Stasys 2 y 4 de la gama de Touring y otras gamas más pequeñas como las Cyclone, Indigo, etc. Otra gran sorpresa fue la gama Venu de instalación. Con cajas desde 6 hasta 12″ y subwoofers de muchos tamaños se pueden hacer combinaciones casi para cualquier tipo de instalación. De hecho, hay instalados altavoces de esta gama en locales que se dedican principalmente a la música en directo y tanto los dueños del local como los músicos que pasan por allí se quedan realmente sorprendidos del rendimiento y calidad que han conseguido después de muchos años de probar diferentes materiales.

    Con un ya gran parque de material y algunos productos que Void Acoustics nos prestó como el sistema Nexus 6, empezamos a realizar demos por toda España, y los clientes que lo han escuchado y probado se han fidelizado con el producto: el oído no engaña. Este sistema, que ya pudimos escuchar anteriormente en la Sala Mode de Londres (en la que está instalado junto con 6 subwoofers del modelo Stasys Xair) lo trajimos y probamos con los subwoofers que inicialmente se diseñaron para él: el Nexus Q y el Nexus X. Derivados de su hermano mayor, el sistema Incubus, de nuevo se divide la sección de subgraves en 2, utilizando un modelo formado por 8 altavoces de 12″ para las frecuencias más bajas (Nexus X) y otro modelo con 4 altavoces de 12″ y un diseño en “gradiente de presión”, cardioide por definición, para las frecuencias más altas (Nexus Q). Este último modelo sorprende tanto por su estética como por su avanzada tecnología. Gracias a un diseño muy eficiente, una colocación de los motores bien estudiada y un ducto con un puerto trasero y una bocina con carga frontal, se consigue un grave contundente y rápido y con 8 beneficios principales: gran definición, eliminación total de la coloración y ruidos generados en los puertos o ductos por turbulencias o ruido mecánicos generados por la carga trasera de los altavoces, rendimiento direccional, diseño inherentemente cardiode, disminución de las pérdidas generadas por las aberturas, orificios o puertos, eliminación de las resonancias y armónicos generados por las longitudes de los ductos (como sucede en los tubos de un órgano) al verse como una serie de varios puertos más pequeños, permite separar los picos en la respuesta de impedancia que tiene cualquier altavoz, consiguiendo que el cono pueda desplazarse en un rango más amplio logrando una excursión enorme y, por tanto, mayor movimiento de aire y, por último, el gran movimiento de aire producido de delante hacia atrás produce aire fresco sobre los motores, refrigerándolos.

    El rendimiento direccional del Nexus Q se consigue gracias al diseño gradiente de presión que tira del aire en el frente del ducto deshaciéndose de él en la parte trasera, lo que produce que en el frente no percibamos ninguna turbulencia ya que ésta se genera en la parte trasera (pero ahí no la escuchamos). El funcionamiento es similar al de los micrófonos de cañón, cancelando el sonido gracias a unos “agujeros” que provocan un desfase de 180º produciendo una cancelación de más de 15 dB en la parte trasera del sub sin ningún tipo de electrónica.

    Todas estas características hacen que el sistema Nexus sea capaz de generar hasta 152 dB de pico en bajas frecuencias en un tamaño muy contenido.

    Hace poco se lanzó un nuevo subwoofer para este sistema, el Nexus XL, formado por un altavoz de 21″ y que ha nacido para sustituir el Nexus X para aquellas utilidades que precisen de un grave más bajo (el Nexus XL baja hasta los 30 Hz).

 

 

 

 

    Si retrocedemos en su historia, Void Acoustics fue creada en el año 2002 por su principal ingeniero de diseño Rog Mogale, fundador además de la conocida página web speakerplans.com. Lo hizo con una sola idea en mente: diseñar los mejores sistemas de sonido en cada caso escogiendo los mejores componentes disponibles e incluso fabricando los suyos propios y dejando en un segundo plano otras cuestiones como el precio. En su fábrica, ensamblan sus productos, fabrican sus PCB’s e incluso montan artesanalmente algunas bobinas. Muy pocas cosas se hacen fuera, lo que les permite tener un gran control en todo el proceso.

    En el año 2007, terminaron la construcción de su innovador laboratorio con más de 4.000 metros cuadrados, en el que disponen de los más avanzados y novedosos equipos de medida e instrumentación, lo que les permite efectuar procedimientos muy complejos como mapeados de resonancias y otras medidas.

    Otra de las cosas que nos llamó también mucho la atención fue que la edad media de la plantilla de Void Acoustics es relativamente baja. Gente joven, pero experta, y con gran ilusión por lo que hacen. Void es una empresa joven que no se rige exclusivamente por temas comerciales y así consigue fabricar los recintos acústicos más avanzados partiendo de nuevos desarrollos e ideas.

     Tres años después de haber empezado con esta gran marca, todavía hay cosas que nos siguen sorprendiendo. Hace poco, en la feria Afial 2018, hemos tenido la oportunidad de traer y escuchar dos cajas del modelo Air Stream, formadas por un altavoz de graves de 15″, uno de medios de 12″ y un motor de agudos de 1’5″ que consigue generar un SPL de 127 dB continuos con un rendimiento excepcional. El resultado realmente espectacular: a pesar de nacer inicialmente como sistema para monitorado, con sólo dos cajas de este equipo y su cobertura uniforme de 70×45º podemos cubrir zonas de audiencia increíblemente grandes.

 

    El secreto de alguna marca que se ha especializado en música electrónica es reproducir parte de las frecuencias de agudos con un cono de cartón. De esta forma, cuando se satura la señal (todos sabemos como se trabaja en este campo) la distorsión producida no se reproduce por el altavoz de cartón, produciéndose un resultado “amigable”. El sistema no es fiel en su reproducción, pero se comporta bien en determinadas situaciones. Naturalmente, este tipo de equipos no puede utilizarse para música en directo.

    Uno de los problemas que nos encontramos en el mercado español (en el resto del mundo, Void ha tenido un crecimiento exponencial desde su nacimiento, desbancando a otras marcas más asentadas) es que mucha gente la “encasilla” al mundo de los Clubs (donde realmente está triunfando) y la música electrónica sin ni siquiera haber escuchado ninguno de sus sistemas, simplemente por “afinidad” a otras marcas. Ésto es un gran error, porque con los sistemas Void actuales y los que se están desarrollando (de los cuales veremos algún adelanto en el PLS 2018) podemos cubrir cualquier tipo de evento, desde el Home Cinema de diseño hasta los eventos de música en directo más grandes.

    El mercado está “sobrecargado” con muchas marcas que fabrican “buenos” altavoces. Sin embargo, y a pesar de la dificultad que ésto supone, Void está triunfando de una forma espectacular a pesar de su juventud. Estamos viendo como otros fabricantes con gran nombre han empezando a copiar sus diseños y colores, pero ésto lo único que hace es reafirmarnos en que todos los que formamos parte de la familia de Void estamos realizando un gran trabajo, ofreciendo uno de los productos más avanzados de su categoría gracias a sus jóvenes ideas y la aplicación de nuevas tecnologías.

    Esperamos con mucha ilusión los nuevos desarrollos que se implementarán en breve tanto para el mundo de la instalación como para el touring.

    Aprovechamos también la ocasión para ofrecer a todo aquel que esté interesado en escuchar un equipo Void Acoustics se ponga en contacto con nosotros.

    El equipo de AUDIOSAT PRO, S.L.

La verdad está ahí fuera, sólo hay que escucharla.

Void Acoustics: The Way You Look At Music

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*